Ficha de la ruta: La Ribamontana Épica

  • Lugar de inicio y llegada: Complejo Deportivo de Hoz de Anero
  • Tipo de firme: Pistas forestales, Caminos de Grava y Carreteras Secundarias
  • Horario: Entre 4 y 5 horas.
  • Distancia: 78,75 Kilómetros
  • Desnivel positivo: 1735 metros
  • Desnivel acumulado: 3470 metros
  • Dificultad: Media
  • Época: Todo el año (en otoño e invierno es posible encontrar zonas embarradas)

Altimetría de la ruta

Mapa de la Ruta

Descarga de la ruta para dispositivos GPS

Puedes descargar aquí la ruta en formato GPX (compatible con todos los GPS y apps de móvil).

Descripción de la ruta

Se trata de una ruta circular pensada para los amantes del mountain bike con cuatro partes claramente diferenciadas que nos permiten incluso realizarlas de manera separada sin ningún problema, obteniendo así cuatro rutas de unos 20 kilómetros cada una. Esto las hace ideales también para realizarlas a pie. Esta ruta de mountain bike nos hará conocer a la perfección los montes y caminos más singulares de Ribamontán al Monte.

Hoz de Anero, Pontones, Horna y Omoño

Nuestra ruta parte del Complejo Deportivo de Hoz de Anero, donde disponemos de un buen espacio para aparcar nuestro vehículo si así lo necesitamos. Daremos una vuelta por los prados que rodean al colegio y al complejo desde donde veremos hacia el sur la ladera de Anero y el Alto de Marín y hacia el norte el bonito monte de Hoz.

Los primeros kilómetros discurrirán entre carreteras secundarias sin apenas tráfico y algunas pistas de grava entre praderías, maizales y explotaciones ganaderas, lo cual nos servirá de calentamiento para el resto de la ruta. Pasaremos primero por Pontones para llegar luego al Barrio de Horna (en Cubas), donde empezaremos con la primera ascensión que nos llevará a una de las mejores vistas de la Bahía de Santander: nuestro verde fundido con el azul de Ribamontán al Mar y Santander.

Pradería en Omoño con el monte de la Garma de fondo

Tras ese descanso disfrutaremos de un bucle por la parte occidental del monte de la Garma que nos permitirá sacar provecho a nuestra bici de montaña por angostos senderos. Una vez recuperada la altitud iremos por una pista forestal a través del cordal del Monte (pasando justo al norte del Castro de la Garma). Bajaremos por una bonita carretera hasta Omoño para allí disfrutar de un plácido recorrido por parcelarias y barrios del pueblo, que nos permitirán divisar en toda su plenitud toda la ladera del Complejo Kárstico de la Cueva de la Garma.

 

Monte de Hoz, Las Pilas, Liermo

Ya llevamos una cuarta parte de la ruta y ahora empezaremos con el terreno para los más aventureros. Desde el mismo Omoño subiremos por un empinado camino hacia el monte de Hoz / Virgen del Camino. Tras superar el mayor desnivel nuestro camino discurrirá por la pista forestal que lo atraviesa de este a oeste. Podremos disfrutar de las vistas si nos desviamos unos pocos metros hasta la ermita de la Virgen del Camino, un edificio singular en medio de la naturaleza.

Cruce de Caminos hacia el Monte de Hoz (deberemos tomar el camino a la izquierda)

Proseguimos nuestro camino por el cordal del monte hasta desviarnos por una pista con bastante vegetación que nos llevará hasta la intersección entre Omoño y Las Pilas. Este será de los pocos tramos donde quizás tengamos que echar el pie a tierra y el único donde hay que estar atento al GPS por la cantidad de intersecciones de caminos que hay. Volvemos a Omoño desde donde ascenderemos al pueblo de Liermo por una corta pero exigente pista.

Disfrutaremos de las preciosas vistas de Liermo hasta que descendamos por la preciosa pista de Saguales, que nos llevará hasta Las Pilas. Allí tomaremos la carretera dirección a Jesús del Monte, para tomar un desvío a nuestra derecha, en el barrio de Lludinas (Hoz de Anero) que nos volverá a llevar hasta la parte alta del Monte de Hoz, para bajar por una pista de grava muy empinada hasta el cementerio y la casa Consistorial de Hoz de Anero.

Camino de Saguales (también conocido como Arroyo Bañadero)

Terminando de conocer el Monte de Hoz y subiendo a Anero

La siguiente parte del recorrido discurrirá en ocasiones por terrenos que ya pisamos anteriormente, si bien nos harán conocer hasta cuatro nuevas posibilidades de subida o bajada al Monte de Hoz. Subiremos por la empinada y complicada pista de Rigadas, para bajar por otra pista a Cedrún (puede haber una pequeña portera al final del camino, pero se ve bien).

Ermita de la Virgen del Camino

Posteriormente subiremos por el intrincado y bonito camino de Laza para volver a bajar y abandonar definitivamente el Monte por la empinadísima bajada de asfalto que llega a la ermita de la Magdalena. Podremos descansar después del duro esfuerzo realizado por bonitas y tranquilas parcelarias en el Barrio de Estradas para subir al pueblo de Anero, donde iniciaremos la última parte de la ruta, si es que queremos continuar con la misma, pudiendo decidir finalizarla en Hoz a escaso un kilómetro.

Anero, Garzón y los montes de Rondillos y Llusa

Tras superar el desnivel entre Hoz y Anero, llegaremos a través de una bonita pista a las inmediaciones del monte de Rondillos (también conocido como Monte Degaña). Allí tendremos que afrontar una tremenda rampa de grava de poco más de un kilómetro que nos pondrá a prueba. Procederemos a subir por pistas hasta la parte más alta del monte de Rondillos. En nuestro caso regresaremos por nuestros propios pasos para conocer el tremendo monte de Llusa, pero los más aventureros pueden adentrarse por cualquiera de los caminos que encontraremos en Rondillos (en ese caso precaución, ya que hay algunos con grandes desniveles).

Monte de Llusa visto desde Estradas

Como decimos, volvemos por nuestros pasos para encarar la parte más física de todo el recorrido: la subida al macizo de Llusa, un monte más destinado al senderismo (ofrece numerosos caminos para los amantes del trail o caminar). Aún así no queremos quedarnos sin conocerlo y darnos ideas para futuras visitas con las botas y la mochila. Ascenderemos por una tremenda rampa de grava para tomar posteriormente a la izquierda un sendero por hierba (que nos llevará hasta la parte más al norte del monte). En este camino quizás tengamos que bajarnos una vez a soltar un cerramiento para que el ganado no se escape. Finalmente llegaremos al mirador de Llusa que nos permitirá divisar Anero y el monte de Hoz. Justo desde allí, a mano derecha podríamos tomar un sendero entre matorrales si fuésemos andando. Este camino nos introduciría en la parte más bonita del monte, pero complicada para ir en bicicleta. ¡Lo dejamos para otro día!

Ya sólo queda deshacer lo andado bajando por pistas de grava hasta Anero y posteriormente hasta nuestro punto de partida. Esperamos que esta ruta os haya servido para conocer mejor nuestro municipio y disfrutar de la naturaleza.

La Ribamontana Épica | Ruta de Mountain Bike
5 (100%) 2 votos